Este blog tiene como objeto exponer series de fotografías agrupadas por temas que subí en su día en la red y que, desafortunadamente, ya no se pueden recuperar. A ellas se añadirán otras que completarán las series así como series de nueva temática. Confío que sea un atractivo blog complementario de Fotos Antiguas .

domingo, 14 de junio de 2009

Fotografía de LO OCULTO (II).


Henry Robin y un espectro.
Autor: Eugène Thiébault.
París, 1863.
Collection Gérard Lévy, Paris.



William H. Mumler está considerado el pionero en retratar espíritus y fantasmas.Pero, evidentemente, no fue el único.
Una de las fotografías más representativas del género corresponde a la realizada por Eugène Thiébault (nacido en Francia en 1825) y que hoy presento.
Se trata de una fotografía promocional del ilusionista Henry Robin, artista francés que actuaba en un teatro parisino a mediados del s. XIX y que alcanzó cierto renombre en la época.Este ilusionista, curiosamente, no participaba de la corriente espiritista. Incluso admitió abiertamente usar espejos de doble cara para hacer que los espíritus aparecieran en el escenario como por arte de magia durante sus proezas fantasmagóricas.
Thiébault realizó esta fotografía publicitaria por medio de la doble exposición del negativo y un encaje perfecto. En la impresión, Robin se muestra asustado por la atroz aparición fantasmal de frío semblante esquelético. Además aparece un reloj de arena vacío en su parte superior simbolizando el final de la vida del ilusionista.

Pero había otras maneras de producir fotos falsas de fantasmas aparte de las dobles exposiciones.Una de esas técnicas era de la época en la que las largas exposiciones eran necesarias. Un asistente salía por detrás de una cortina y se ocultaba de nuevo, todo esto a la mitad de una fotografía de larga exposición con una persona quieta, el resultado era un espíritu transparente a un lado de un cuerpo sólido.

6 comentarios:

Madame Minuet dijo...

De esta me acuerdo bien, porque es que resulta impresionante lo que podian conseguir. Seguro que esta foto convencio a mucha gente en la epoca de que existian los fantasmas!

Feliz tarde, monsieur

Bisous

La Fuensanta y el Antón dijo...

Otra vez ese efecto de transparencia. Como en el retrato de estudio de Félix Mena. Con esta entrada se me despejan las dudas al respecto.
Saludos.

Ana Trigo dijo...

¡Qué curiosa la foto! Debían ser muy inocentes en la época. Hoy en día esta foto en vez de espeluznarnos nos provoca más bien una sonrisa. Cosas del avance de los tiempos. Un saludo!

llvllurciana dijo...

Pues, qué quieres que te diga? A mí, la foto, más que miedo me da un poquito de risa :)

T.Q.M.

Pd: Espero que no te dé demasiado sol.

carmencmbejar dijo...

Me asombra la inocencia que se demostraba entonces, aunque bien es verdad que estas técnicas eran desconocidas y se encontraban en proceso de investigación.

Besos

Anónimo dijo...

Hola : te felicito ,bueno el blog .yo entre por fotos antiguas paris y entretenido .Quiero comentar y celebrar la creatividad de la època donde gracias a la curiosidad a mentes grandes es que hoy nosotros optamos en el mercado a càmaras pequeñas y para que decir definiciones de alta calidad pero la belleza de las fotos antiguas ,no se puede comprar .saludos de Chile MarìaSoledad.

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin